San Luis Potosí, S. L. P. México
BUSCAR
Opinión Café Turco
METAMORFOSIS INSOSPECHADAS
07/04/20 | 07:53 | Por: David Medrano
La otra parte tiene que ver con un aspecto siniestro de las corporaciones policíacas locales, en la que se admite que no siempre actúan apegados a ofrecer las garantías en derechos humanos, o hacen un sobre uso de la fuerza o abuso de sus atribuciones.
La Guardia Nacional creada por el presidente del país Andrés Manuel López Obrador hace algo de un año, en marzo de 2019, se estrena operativamente dentro de una situación de emergencia en el país, alejado un poco de su tarea primordial de reforzar el combate al delito con un enfoque preventivo, pero en la muy noble labor que representa coadyuvar a garantizar la seguridad en salud en todo el país.

Ni los mandos, los partidos políticos, el propio presidente preveían esa metamorfosis insospechada. 

El que empiece a verse una mayor presencia obedece a un aspecto jurídico, la Ley General de la Guardia Nacional, dispuso desde su creación un plazo de 18 meses para que las fuerzas que la nutren, Policía Federal sobre todo, empezaran a migrar a este nuevo cuerpo paramilitar.

En ese lapso, salvados los escollos que representó la tramitología administrativa y la resistencia de algunos elementos de Policía Federal, poco a poco han empezado a disponer de mayores recursos humanos, por eso que en SLP pudiera de pronto, incrementarse la cantidad de efectivos.

Ahora no es solo la presencia, la fuerza de la Guardia Nacional con disciplina, entró a realizar sus labores de Ley y eso implicó la forzosa coordinación operativa. 

Guardia Nacional realiza operativos en la ciudad, pero por Ley, hasta que transcurra un plazo no pueden hacer detenciones en situaciones de delito, por ahora son sólo coadyuvantes. 

En el propósito de un despliegue eficiente, obligadamente, deben ir acompañados por fuerzas de las corporaciones policíacas municipales o estatales. 

Ahí el por qué sea común ver binomios de patrullas GN - municipio o GN - estatales. 

La otra parte tiene que ver con un aspecto siniestro de las corporaciones policíacas locales, en la que se admite que no siempre actúan apegados a ofrecer las garantías en derechos humanos, o hacen un sobre uso de la fuerza o abuso de sus atribuciones. 

Sin hacer a un lado su atribución prioritaria, la Guardia Nacional se estrena en SLP, a un año de su creación, como un cuerpo auxiliar del Ejército Mexicano en la implementación del Plan DN-III, auxilia en la distribución de los Programas del Bienestar y está lista para desplegarse en caso que se agrave, como así parece, la contingencia del virus COVID 19.

**
Esquinas de nadie. 

El impacto de los contagios del coronavirus, una pandemia a nivel mundial, activó un serie de acciones que procuró que una menor cantidad de personas pudieran quedar infectadas, ha causado estragos económicos, reflejado el sórdido en ocasiones, comportamiento humano, pero también evidenciado la triste circunstancia de las personas que viven en la pobreza, la mendicidad, las que han hecho de una esquina de nadie, la oportunidad de unas monedas.

En el periódico español El País, se volvió viral una imagen captada en la que un pedigueño acostado en la vía pública, parece vacunado contra el virus que ha causado muerte, a su lado, se yergue pareciera con soberbia, un display que invita a protegerse y reforzar las medidas sanitarias de protección sanitaria.

A pesar de la serie de intentos hechos por diferentes gestiones municipales, ni la actual tiene un registro certero sobre el número de personas en situación de calle, aquellos que día con día se acercan al obsequio de una moneda o un mendrugo de pan.

Esa es la verdadera pandemia, la que deriva en ciudadanos de primera, segunda o de tercera, jamás lo reconocerían así, pero tampoco parece que les moleste mucho vivan diario esas condiciones. 

La ciudad capital se sanitiza, la infraestructura urbana, las bancas, parabuses, el transporte público, los mercados. Sí, pero en una obligatoriedad impuesta por la enfermedad. 

Se hace porque se tiene que hacer, por la pandemia, por el temor del contagio, para que no vaya más allá. 

Los pobres y mendigos viven con una vacuna artificial, la que concede años y años de desamparo, la brindada por recorrer calles y más calles en el abandono, al cobijo y protección de una esquina, una banqueta que no pertenece a nadie, ni a ellos mismos porque se saben inexistentes. Nadie o pocos, piensa para ellos. 

La ilustración de este texto, corresponde a un ciudadano que muy probablemente no sabe siquiera qué es el distanciamiento social, un virus, y que mata si no hay prevención eficaz. En su mundo diario desventurado sólo cabe la posibilidad de las monedas que quepan en sus manos. Mientras tanto, personas disponen de efectivo en cajeros automáticos con la esperanza de que un cubre bocas encarecido por la pandemia los proteja de un contagio.
 
En la capital potosina suman ya -en la estadística más actualizada- 40 contagios confirmados, pudieran ser muchos más en las próximas semanas; a tirones, los Servicios de Salud se esmeran porque esa curva epidemiológica se aplane a cada instante, a cada momento y no explote en una vertical como la observada en China, origen del brote, y que le tomó a uno de los países más avanzados del mundo, con un PIB de crecimiento inigualable, más de 90 días, antes de suspender su cuarentena total. 

Para los que hicieron refugio de una esquina, albergue, pabellón médico y vacuna, no existe virus, no lo hay, todos los días son iguales, la pandemia que conciben solo es la de las desigualdades del comportamiento humano. 

**
Alejandro Zermeño asume la rectoría de la UASLP, una de las más reconocidas del país y a la que vienen a estudiar jóvenes de Veracruz, Tamaulipas, Zacatecas y otras entidades; con la tarea monumental de reconstruir una institución, o en su caso, llevarla a niveles de modernidad en las que no es desde el Edificio Central o las oficinas del poniente de la ciudad, desde donde se conduce la formación de miles de futuros profesionistas.
La de evitar los conglomerados de poder, mañanas y acosos, promover el fortalecimiento de la ciencia y la investigación, y romper con el tótem del autoritarismo. 

**
Días difíciles, más de sana distancia, sin omisiones ni indolencias. El virus Covid-19 es muy eficaz en muchas cosas. 


dmedranou@gmail.com 
@MEDCORP
Comentarios